Con la esperanza de capitalizar la experiencia acumulada en su primera y frustada tentativa por conseguir la promoción a Ozeki el año pasado en el Kyushu Basho, el sekiwake Takayasu vuelve a aspirar al segundo grado del sumo en el Torneo de Verano que comienza este domingo en el Kokugikan de Ryogoku (Tokio).

Takayasu, que terminó aquel torneo de Kyushu con make-koshi (7-8), está empleando toda su energía en los entrenamientos previos al Natsu Basho.

Esta semana el sekiwake realizó una sesión preparatoria con el yokozuna Hakuho en la Oguruma Beya. Takayasu peleó bravamente con Hakuho, desplazando al yokozuna en el tachiai y superándole con una buena proyección.

Oguruma oyakata (ex ozeki Kotokaze) exclamaba: "Takayasu ha hecho un entrenamiento impresionante con Hakuho. Creo que hay una posibilidad de que consiga la promoción".

El sumo físico de Takayasu, trabajado gracias a duras sesiones de entrenamiento con su compañero de heya Kisenosato, ha mejorado muchísimo. Takayasu consiguió 11 victorias como komusubi en el pasado Hatsu Basho de Enero y 12 victorias como sekiwake en el Torneo de Primavera, brillando al mismo nivel que los yokozuna y ozeki. Llegar a las 13 victorias en tres torneos consecutivos -requisito para la promoción a ozeki- parece a su alcance.

El mayor reto de Takayasu reside, no obstante, en superar su habitual irregularidad. El presidente de la Kyokai, Hakkaku Rijicho (ex yokozuna Hokutomi) señalaba: "El sekiwake es competitivo cuando parece estar en racha, pero aún tiene muchas debilidades".

Takayasu comentó que su presencia como abanderado en el desfile de Kisenosato tras su yusho en el pasado torneo aumentó su deseo de convertirse en Ozeki. El sekiwake, que hace tiempo suscitó cierto interés por ser el primer rikishi con rango nacido en la era Heisei, cuenta ya con 27 años.

"Las dos semanas previas a los torneos son muy importantes para mí", confesaba. Sin duda, para este Torneo de Verano volverá a subir al dohyo bien preparado.